POLICÍA ESTATAL DE GUERRERO FRUSTRA EL SECUESTRO DE UNA PIPA DE DOBLE REMOLQUE QUE TRANSPORTABA COMBUSTIBLE

foto comunicado

Luego de que jóvenes de la Escuela Normal de Ayotzinapa se apoderaran de una pipa de doble remolque que transportaba combustible y atravesaran la caja de un camión sobre la Autopista del Sol para evitar ser detenidos, elementos de la Policía Estatal en plena flagrancia impidieron que se consumara el robo de la unidad.

En dicha actuación, y cuando elementos de seguridad dieron alcance a los normalistas que llevaban secuestrado al camión cisterna y escoltado por los autobuses en donde ellos se trasladaban, lanzaron contra ellos   piedras y una granada desde los autobuses, e inclusive con dos de ellos intentaron prensar a las patrullas de la policía.

Una vez que los elementos policiales lograron detener los últimos dos autobuses con el que protegían la huida de los estudiantes que conducían el camión cisterna, solicitaron a los jóvenes que descendieran de las unidades quienes hicieron caso omiso, ocasionándose una confrontación entre los elementos y los normalistas, sufriendo algunos lesiones que no ponen en riesgo su vida.

Del hecho resultaron trece estudiantes detenidos, quienes como un acto de buena voluntad de parte de la policía estatal fueron trasladados a la Comisión Estatal de la Defensa de los Derechos Humanos.

Un médico legista adscrito a la CODEHUM constató el estado de salud de los jóvenes e inmediatamente se retiraron de la institución.

De acuerdo con reportes preliminares también resultaron lesionados siete elementos policiales, quienes fueron atendidos de manera inmediata en el lugar por paramédicos de la Cruz Roja Mexicana y de la Secretaría de Protección Civil y posteriormente trasladados a hospitales de esta capital para su revisión médica.

La Secretaría de Seguridad Pública precisa que ante este hecho se aplicaron los protocolos de prevención del delito, buscando en todo momento salvaguardar la propiedad privada y la integridad física de las personas.

Es importante destacar que las instancias gubernamentales han sido tolerantes y respetuosas de la libre manifestación de diversos grupos sociales, pero reiteramos  que se debe de preservar la paz social, el orden público y el Estado de Derecho.