El gobernador Héctor Astudillo pronunció el discurso oficial en la ceremonia del 250 Aniversario del Natalicio y Bicentenario luctuoso de José María Morelos y Pavón, en Chipancingo.

El gobernador pronunció el discurso oficial en la ceremonia del 250 aniversario del natalicio y bicentenario luctuoso del general José María Morelos y Pavón

Chilpancingo, Gro., 22 de diciembre.- Al encabezar la ceremonia alusiva al 250 aniversario del natalicio y bicentenario luctuoso del Generalísimo José María Morelos y Pavón, el gobernador Héctor Astudillo Flores convocó a todos a construir un Guerrero en mejores condiciones donde impere la justicia, emerja la verdad, se acuerde la reconciliación y se alcance la paz.

En el evento que se llevó a cabo en el edificio que alberga las oficinas administrativas del Colegio de Bachilleres, el mandatario estatal recordó los episodios que vivió Morelos en Guerrero y en particular, Chilpancingo, donde proclamó los Sentimientos de la Nación hace 202 años, con lo que se construiría un nuevo país.

“Los Sentimientos de la Nación que fueron semilla y origen de primer texto constitucional en México hace 202 años”, recordó.

En este lugar, donde José María Morelos y Pavón fue escuchado por Ignacio López Rayón, José Sixto, José María Liceaga y Carlos María de Bustamante, antes de leerlos en la Catedral, Astudillo Flores manifestó que se recuerda al estadista que encabezó un movimiento social que dio una patria libre.

Indicó que el siervo de la Nación continuó con la lucha de Independencia y supo unir a todos para liberar a México del yugo español y construir un México republicano.

Dijo que el reto es imaginar al Guerrero que queremos y refrendar cada quien el compromiso desde donde estamos para pensar y trabajar por un Guerrero en mejores condiciones y con un futuro alentador.

“Estamos aquí no sólo para recordar a un hombre que imaginó y construyó un país libre, soberano, igualitario y con leyes que todos acataran, estamos aquí para pensar y actuar por un Guerrero mejor, estamos aquí porque queremos un futuro distinto para Guerrero, alejado de la violencia, la pobreza y la impunidad”.

Enfatizó que de las circunstancias que vivimos, tenemos que aprender de ellas y salir adelante, a la adversidad, tenemos que responder con trabajo, “no hay que olvidar que somos una tierra plural, diversa, de mares y montañas, de orígenes que nos dan orgullo, de nahuas, mixtecos, amuzgos y afromestizos que acompañaron a Morelos en sus campañas militares”.

Enseguida apuntó que somos una tierra que tiene más razones para luchar y salir adelante, que frustraciones que nos hagan sucumbir y fracasar.

Previamente, el mandatario estatal montó guardia de honor en el monumento a Morelos ubicado a un costado de la catedral Santa María de Asunción, donde hace 202 años se proclamaron los Sentimientos de la Nación.

En la ceremonia también estuvieron el presidente del Tribunal Superior de Justicia, Robespierre Robles Hurtado; en representación del Poder Legislativo asistió el diputado local, Víctor Manuel Martínez Toledo; el presidente municipal de Chilpancingo, Marco Antonio Leyva Mena; el comandante del 50 Batallón de Infantería, Francisco Arroyo Quiterio y secretarios del gabinete estatal.

CONSTRUYAMOS UN GUERRERO EN DONDE IMPERE LA JUSTICIA, EMERJA LA VERDAD, SE ACUERDE LA RECONCILIACIÓN Y SE ALCANCE LA PAZ HÉCTOR ASTUDILLO