Celebramos los guerrerenses la cancelación de aranceles, porque beneficia nuestra economía: HAF

  • Se evitó con la negociación entre México y EU, afectar la economía del país, el empleo y la inversión: Astudillo

 

  • Acude el gobernador al acto de Unidad Nacional en Defensa de la Dignidad de México realizado en Tijuana

 

  • El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que México cumplirá los compromisos migratorios, pero respetando los derechos humanos

 

TIJUANA, BAJA CALIFORNIA, 8 de junio de 2019.- La cancelación de aranceles a las exportaciones mexicanas por parte de Estados Unidos, es motivo de celebración para los guerrerenses pues trae grandes beneficios económicos, afirmó el gobernador Héctor Astudillo Flores, al tiempo que citó productos como el coco, mango, mezcal y la minería, los principales artículos que comercia Guerrero con el país vecino del norte, no se verán afectados ante la medida arancelaria que se pretendía aplicar.

En el marco del acto de Unidad Nacional en Defensa de la Dignidad de México a la que convocó el presidente Andrés Manuel López Obrador y a la que acudieron gobernadores, secretarios de estado, líderes de las cámaras de diputados y senadores, políticos, empresarios y dirigentes sociales, Astudillo Flores destacó el hecho de que Estados Unidos haya dado marcha atrás en la aplicación de aranceles a los productos nacionales, ya que hubiera tenido repercusiones económicas graves en México e indicó que tan sólo en Guerrero las exportaciones representan el 1.5 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).

En este mismo sentido, el Ejecutivo estatal remarcó que la relación comercial entre México y Estados Unidos data desde hace 25 años a través del Tratado de Libre Comercio y que ha dejado importantes ganancias y empleos a ambos países, por eso era preocupante que el presidente Donald Trump aplicará impuestos a los productos nacionales.

Astudillo Flores citó que está relación comercial entre nuestro país y su vecino del norte, tan sólo en el primer trimestre del 2019, México se convirtió en el principal socio comercial de Estados Unidos, consolidándose como su más importante mercado de exportación y principal proveedor, con un intercambio de 150 mil millones de dólares y se calcula que, en esta ruta, se moverían alrededor de 600 mil millones de dólares.

De acuerdo a las negociaciones establecidas, se logra la no aplicación de aranceles a productos mexicanos que se impondría a partir del próximo lunes, se protege el empleo de 900 mil personas y se evita una crisis económica, al acordar México con Estados Unidos la contención de los flujos migratorios, aceptar la devolución de 8 mil migrantes y reforzar la vigilancia en la frontera sur del país.

Durante la concentración en Tijuana, en su mensaje el presidente Andrés Manuel López Obrador expresó que aunque la medida de aplicar aranceles había sido un acto unilateral, México cumplirá con los compromisos adquiridos con el gobierno estadounidense, que es el de contener los flujos migratorios.

De igual manera, el presidente de la República dijo que para terminar con esta crisis, “contribuyó en mucho la decidida postura política de México de respeto a los Estados Unidos, el compromiso de detener los flujos migratorios atacando su origen del problema, pero sin violar sus derechos humanos”.

Citó que de los 521 mil migrantes que entraron por la frontera sur en lo que va de este año, 159 mil son menores de edad, 43 mil niñas y niños viajaron solos, por ello, vamos a colaborar en afrontar la migración, pero respetando los valores humanos.

Por su parte, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubon, manifestó que se logró que no nos impusieran tarifas a México el día lunes, lo cual traería una caída importante en la inversión, una caída en el número de empleos, sin ánimo de exagerar más de 900 mil personas se quedarían sin trabajo y lo más grave es que sería inviable un tratado de libre comercio con los Estados Unidos, por qué no se pueden tener las dos cosas.

En su turno, Francisco Domínguez Servién, gobernador de Querétaro y presidente de la Conferencia Nacional de Gobernadores, señaló que los mexicanos no aceptamos muros ni aranceles. Queremos una región norteamericana más próspera y justa, pero sin que nos impongan.

Al referirse a la relación entre México y Estados Unidos dijo que es rica y generoso, por ello superaremos las diferencias que se presenten a futuro y reconoció que el gobierno federal supo defender la justicia, la libertad y la democracia.

A nombre del Poder Legislativo, el diputado y presidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, mencionó que hoy es un día de celebración pero también de reflexión para enfrentar el futuro de nuestra relación bilateral entre México y Estados Unidos, por ello, indico que no debemos aceptar que la migración sea una palabra maldita, porque nuestra Constitución ampara la migración como un derecho humano.