Impulsar Derecho a la Educación de Niñas, Niños y Adolescentes Indígenas: Tarea Urgente

13620983_1782020922019313_4153525634673266211_nEl 9 de agosto se conmemora el Día Internacional de los Pueblos Indígenas y se subraya su derecho a la educación. En particular, es un derecho muy valioso para niñas, niños y adolescentes que debe ser alentado en su ejercicio real y cotidiano.

 

 

El derecho a la educación está plasmado en muchos instrumentos jurídicos internacionales y nacionales. En la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, menciona en su artículo 14: “Los pueblos indígenas tienen derecho a establecer y controlar sus sistemas e instituciones docentes que impartan educación en sus propios idiomas, en consonancia con sus métodos culturales de enseñanza y aprendizaje”. Asimismo, la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes #LGDNNA señala en su artículo 63 que “tienen derecho a disfrutar libremente de su lengua, cultura, usos, costumbres, prácticas culturales, religión, recursos y formas específicas de organización social y todos los elementos que constituyan su identidad cultural”.

Sin embargo, en la realidad muchas niñas, niños y adolescentes(NNA) indígenas no ejercen estos y otros derechos relacionados con su educación. Son evidentes las graves disparidades que revelan la discriminación y la marginación de indígenas frente a NNA no indígenas.

Un solo dato. En las condiciones descritas, la niñez indígena aprende mucho más tarde a leer y a escribir; a los 8 años de edad, una niña o niño debe estar en tercer grado, y se espera que se alfabetice entre el primero y el segundo. A pesar de ello, el analfabetismo entre los hablantes de lengua indígena de 8 a 14 años de edad es de 13.5%.

El sector educación es un ámbito especial porque condensa las contradicciones sociales y da evidencia de abusos y luchas relacionados con la niñez indígena. Por un lado, el acceso a la educación, la permanencia en el sistema y los logros académicos son menores frente al resto de la población; por el otro, es un campo que muestra la constante lucha por la equidad y por el respeto a sus derechos como pueblos, como personas y, sobre todo, como niñas, niños y adolescentes indígenas.

En ese quehacer diario, las autoridades de los tres órdenes de gobierno tienen la obligación señalada en la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes (LGDNNA) de garantizar la educación de toda la población de NNA incluida, claro, la indígena, que en su caso subraya la importancia de la lengua originaria como vehículo educativo. Es una tarea en la que hay que invertir recursos y redoblar esfuerzos, no sólo por los beneficios directos que trae a las comunidades indígenas sino también porque es su derecho como niñas, niños y adolescentes. Debemos recordarlo no sólo en esta conmemoración sino todos los días… como tarea y esfuerzo cotidiano.

*Fuente: Secretaría de Gobernación SEGOB- https://www.gob.mx/segob